En todas las Parroquias, Cuasiparroquias y Rectorías

A lo largo de la historia de la Iglesia, el Diezmo ha fungido como uno de los grandes apoyos por los cuales el Pueblo de Dios ayuda en el sostenimiento de la misma Iglesia en todas sus obras por el bien de las comunidades.

El Diezmo, por tanto, es una ofrenda que cada uno de nosotros damos a la Iglesia, como expresión de nuestro compromiso y responsabilidad para continuar apoyando a los procesos de evangelización, a los sacerdotes en su salud y formación permanente y a las parroquias necesitadas.

Agradecemos inmensamente su generosidad en las pasadas colectas del Diezmo, así como el seguir apoyando con su sustento las obras de nuestra Diócesis y a seguir propagando el mensaje de Dios. Hermanos, gracias por su apoyo. Bendiciones para sus familias.

 

¿Qué es el Diezmo diocesano?
Es la ofrenda anual para impulsar las obras de la Iglesia y quinto mandamiento de la Iglesia

¿Cuánto debemos aportar?
Por lo menos 1 día de ingresos al año

Con tu aporte:
Ayudarás a la propagación del Evangelio en la Diócesis
Al trabajo común entre las Parroquias
A la formación en la Iglesia
Al apoyo de las acciones sociales

¿Dónde entregar el Diezmo?

• En tu Parroquia o Rectoría.

• En las oficinas de la Economía diocesana
(Calle 4 #37 entre Morelos y González, Zona Centro,  H. Matamoros, Tam., C.P. 87300)

Llamar al teléfono: (868) 812-4318 Matamoros, Tam.

Economía de la Diócesis